Vuelos Málaga Ryanair

Vuelos Málaga Ryanair

A la hora de viajar hacia Málaga con la compañía aérea Ryanair conviene seguir una serie de consejos para que el viaje sea lo más cómodo posible y con los menos inconvenientes posibles. Conviene saber de todas formas que Ryanair autorizar una bolsa de viaje de 55 x 35 x 20 centímetros con un peso máximo de 10 kilos. Además desde 2014 también se permite un pequeño bolso u otro objeto con las medidas de 35 x 20 x 20 centímetros. Nada de bolsas de mano suplementarias, de cámara de fotos o de ordenadores portátil. Todo debe estar metido dentro de las bolsas, o en los bolsillos.

La consigna se respeta más o menos en función de los aeropuertos, pero aquellos que lo observan a la letra, los bolsos se deben colocar en un medidor para conocer su peso y su tamaño. En los aeropuertos menos exigentes, un empleado de Ryanair juzga a ojo el tipo de bolso y tan solo lo hace pasar por el medidor si lo juzga necesario. Un bolso demasiado pesado, o cuyas dimensiones superan las medidas establecidas por la compañía, será desviado inmediatamente a la bodega del avión con un pago suplementario de 50 € por trayecto.

Autor: Tieske-Pixabay

Autor: Tieske-Pixabay

La tendencia parece ser de una mayor tolerancia en Ryanair, pero todavía es frecuente asistir a un espectáculo bastante vergonzoso donde los viajeros se ven obligados a abrir las maletas y repartir mejor el peso en el conjunto de las maletas y los bolsos de mano del resto de la familia.

Como en el conjunto de las compañías, cabe destacar que está prohibido transportar líquidos en cabina, con cierta tolerancia con los frascos inferiores a 100 mililitros que deben ir metidos dentro de un bolso transparente con una capacidad máxima de un litro. Este tipo de bolsas se encuentran en muchas tiendas, a veces acompañadas con pequeños frascos vacíos de 100 mililitros que permiten llevar pequeñas cantidades de algunos productos como el gel de ducha o un champú preferido. Muchas marcas de dentífrico ofrecen igualmente tubos con un contenido inferior a 100 mililitros que se adaptan perfectamente para un viaje de una semana o dos.

En Ryanair, la facturación se hace online entre 20 días y 2 horas antes del despegue. Es necesario registrarse antes de la llegada al aeropuerto e imprimir la tarjeta de embarque. La facturación, consiste en confirmar antes del despegue que estáis dispuestos a tomar ese vuelo en concreto.

Es necesario imprimir cada etapa del viaje en una hoja A4 separada y evitar la parte trasera del papel. A la hora del embarque es necesario presentar el carnet de identidad que ha servido para realizar el registro online. Si os olvidáis de realizar esta etapa, Ryanair cobra la facturación por un importe que supera normalmente el precio del billete.

Una vez que se han seguido todos estos consejos, tan solo queda acudir al aeropuerto unos tres cuartos de hora antes del despegue, e ir directamente a la puerta de embarque sin pasar por el mostrador de Ryanair, y luego pasar el control de seguridad para dirigirse directamente a la puerta de embarque. En el caso de no haber seguido estos consejos, y que deseáis facturar una maleta, debéis acudir dos horas antes de que el vuelo despegue.